El futuro Banco Amazon

Amazon es una de las empresas tecnológicas que más está impulsando y creando servicios financieros. Con más de 142.000 millones de dólares de facturación y cerca de 350 millones de usuarios mensuales, las amplias relaciones que como intermediario tiene entre empresas y clientes finales ya le ha llevado a crear diferentes soluciones financieras que, teniendo como punto de partida Estados Unidos, va trasladando a otros países. Analizaremos el futuro Banco Amazon, entidad financiera que estamos convencidos puede nacer en no muchos años.

Servicios financieros de Amazon

Entre estos servicios, además de su tarjeta de crédito affinity están:

  • Amazon Pay que permite que los usuarios -compradores y vendedores- gestionen sus transacciones financieras.
  • Amazon Cash para depositar dinero en efectivo en tu cuenta Amazon (que posteriormente usarás para tus compras) y sin necesidad de tener tarjeta bancaria.
  • Amazon Lending que proporciona préstamos a las empresas que venden a través de Amazon (disponible en Estados Unidos, Reino Unido, India y Japón).
  • Para adecuarse mejor a las necesidades de tesorería de los que venden en su plataforma su línea de crédito Amazon Revolving Credit Line.

Con todo ello, ya ofrece una gama de productos más amplia que muchas otras tecnológicas, pero esto no significa que no le quede mucho trabajo por hacer. Aún tenemos que esperar para poder pedir una hipoteca Amazon o un préstamo personal Amazon, pero todo llegará.

Cómo será Amazon Bank para las empresas y profesionales

En primer lugar, muchos de los productos financieros están enfocados en las empresas que están asociadas a Amazon para que vendan en su plataforma. Una relación beneficiosa para ambos. Las empresas tienen financiación para crecer en sus operaciones y Amazon a mayor volumen de ventas de sus “socios” más ingresos obtiene. Pero la clave está en el conocimiento que Amazon tiene de estas empresas: tipo de productos, volúmenes de ventas, márgenes (realizando un análisis comparado), éxito del producto (por valoraciones, devoluciones), etc.

¿Significa esto que no sea extrapolable a empresas que no tengan relación con otras sociedades? No, todo lo contrario. Es cierto que no dispondrá de tanta información, pero aún así será de una enorme calidad en muchos sectores (Amazon vende cada vez más variedad de productos) en comparación con la que puede obtener una entidad financiera para hacer un mejor scoring o evaluación. Y, con otro aliciente, atraer más negocios a la “familia Amazon”.

Soluciones más personalizadas para el consumidor

Con respecto al particular, las opciones son incluso más amplias. Amazon no deja de crecer en servicios, desde logísticos, almacenamiento de datos a televisión. Interconecta empresas y particulares, conoce y maneja sus preferencias y en relación con los miles de datos que maneja cada vez apuesta más por el blockchain, con desarrollos como AWS Managed Blockchain y Amazon Quantum Ledger Database.

Todo ello se traduce en un enorme potencial enfocado en el conocimiento del cliente y de sus necesidades, que unido a nuevas tecnologías como blockchain permitirá ofrecer productos más personalizados en sus características como en la atención al cliente, más rápido en su concesión y en todos los procesos de aprobación, y gracias a un mejor manejo de datos más económicos en sus condiciones.

Si los datos marcarán el desarrollo de la banca del futuro, Banco Amazon tiene mucho que decir.